El Residencial Basa de la Mora, situado en Zaragoza, es un proyecto de 165 viviendas, siendo el edificio Passivhaus de mayor tamaño construido en la comunidad aragonesa. Además, es el segundo edificio de viviendas construido en Aragón y el cuarto de España.
En el proceso de diseño y construcción del edificio se ha comprobado que se cumple con todos los requisitos que establece el estándar Passivhaus, uno de los más completos, reconocidos y exigentes del mundo en edificación energéticamente eficiente, que comprende una demanda de energía para calefacción y refrigeración menor o igual a 15kWh/m² al año; una demanda de energía primaria menor o igual a 120kWh/m² al año; y la práctica ausencia de infiltraciones de aire en el interior de la vivienda comprobado con un ensayo de presión denominado Blower Door.
Adelina Uriarte, presidente de PEP, quiso acompañar al grupo durante su visita y transmitió

“estamos encantados de que el estándar Passivhaus se siga extendiendo por la geografía española y que más allá de viviendas unifamiliares se construyan edificios de viviendas bajo este estándar. El compromiso del Grupo Lobe de seguir construyendo bajo el estándar Passivhaus es una muy buena noticia a la que esperamos se sume más promotoras y constructoras de nuestro país. Gracias a construcciones como esta, muchas familias tendrán la posibilidad de vivir en un entorno energéticamente eficiente que, sin duda, les aportará confort y bienestar".