Sto ha participado con la aplicación de su sistema de aislamiento térmico StoTherm Classic con EPS Polar en la reconstrucción de un antiguo molino en ruinas, ahora reconvertido en lo que será el primer hotel rural andaluz de Consumo Casi Nulo (ECCN), edificado bajo el estándar Passivhaus.  
Se trata de 'El Molino de Enmedio', construcción legendaria ubicada en Huéneja (Granada), cuyo uso primitivo fue el de molino harinero hidráulico con un solo rodezno, que se complementaba con otras estancias destinadas a vivienda y establos. La edificación, de gran valor histórico para los habitantes de la zona, fue elegida hace casi una década para convertirse en una casa rural sostenible. Sin embargo, a pesar de que su singular geometría curva, cubierta inclinada y uso de materiales tradicionales (muros encalados y pigmentados, tejas de barro, etc.) invitaban a poner en marcha un ambicioso proyecto de rehabilitación, su mal estado y riesgo de derrumbe obligaron a su demolición
Esto exigió plantear un nuevo proyecto desde cero y apostar por la creación de un hotel rural que cumpliese los más altos estándares en eficiencia energética. Así, se decidió reconstruir volumétricamente el edificio, manteniendo su aspecto original, y convertirlo en un complejo construido conforme a los requisitos Passivhaus, certificado que exige, entre otras cosas, un excelente aislamiento térmico
El sistema de aislamiento térmico StoTherm Classic cuenta con el certificado del Passivhaus Institut de Darmstad, de gran durabilidad y calidad, y que presume de un reducido impacto ambiental en su fabricación, embalaje, uso, desechos, seguridad y consumo de energía.
Debido a sus excelentes propiedades, Ignacio Capilla Roncero, arquitecto del proyecto, y la promotora y constructora que lidera su edificación, U-Turn Leisure Services, con Ramón Vico Rubio a la cabeza, quien hace las labores de Project Manager, Dirección de Ejecución y Especialista Tradesperson Passivhaus, optaron por la instalación de este sistema con el panel aislante Sto-EPS Polar. Este se caracteriza por tener 16cm de espesor, una conductividad térmica de 0,031 W/m2K y estar grafitado en gris con una superficie blanca en su cara exterior. Esto lo convierte en un panel aislante muy adecuado para climas como el de Andalucía, por su excelente resistencia a la radiación solar en fase de obra.